Universidad de ZaragozaInstituciones

logos 

foto 01 300La Universidad de Zaragoza ha recibido una HONOURABLE MENTION A LA INTERACTIVIDAD en el concurso Internacional de Universidades Powering Transformation con su propuesta NOT ONLY FOOTBALL. El concurso, planteado para desarrollar estrategias de sostenibilidad desde la arquitectura y el urbanismo, se convoca en el marco del Congreso Internacional World Sustainable Building 2014 (WSB14).
El Congreso WSB14, que se celebrará en octubre y que será uno de los mayores encuentros a nivel mundial del 2014 sobre edificación sostenible, tiene como objetivo promover la adopción de una respuesta adecuada a los desafíos sociales y ambientales globales a los que se enfrenta el sector de la edificación. Y en este sentido las mejores propuestas del concurso servirán de contenido a la reflexión y visión global que el Congreso impulsa.
Han competido en el  concurso Powering Transformation 48 equipos, 14 países de los cinco continentes, 313 estudiantes y 128 profesores de 30 universidades, con propuestas que buscan ser modelos de arquitectura y urbanismo que permitan regenerar una ciudad desde el paradigma de la sostenibilidad. La evaluación de las propuestas se ha realizado en base al proyecto y a los cinco criterios establecidos en las reglas del concurso: interescalaridad, multicisciplinaridad, interactividad, horizontabilidad e innovación.
El equipo pluridisciplinar de la Universidad de Zaragoza, creado a partir del proyecto de innovación docente PIIDUZ_13_354, está formado por dieciséis alumnos de Arquitectura de la EINA y nueve de Arquitectura Técnica e Ingeniería Civil de la EUPLA, coordinados por siete profesores: cuatro arquitectos, de las áreas de Construcciones Arquitectónicas y Urbanismo, y tres ingenieros, uno de la EUPLA, especialista en estructuras, y dos del Departamento de Ingeniería Mecánica de la EINA, especialistas en eficiencia energética y acústica.
Not Only Football es el lema de la propuesta del equipo de la Universidad de Zaragoza en su participación en el concurso, una propuesta de re-edificación del actual Estadio de la Romareda con nuevos enfoques más sostenibles. Un planteamiento  global que pasa por la  interescalaridad y la participación ciudadana y de empresas, por la búsqueda de nuevos usos y tipologías, por la propuesta de soluciones constructivas innovadoras, la reutilización de infraestructuras existentes y el reciclado de materiales, y por la optimización energética y acústica. Una de sus claves es el hecho de que EL FÚTBOL es uno de los medios más poderosos a través del cual las personas reciben mensajes. Es una actividad deportiva, que con el paso de los años ha ido alejándose de los valores de la sostenibilidad y merece la pena ser repensada. La gran importancia otorgada al fútbol por nuestra sociedad dota a este proyecto de un potencial de repercusión muy alto. El proyecto de la Universidad de Zaragoza plantea fortalecer la cultura de la sostenibilidad a través del reclamo del fútbol.
foto 02 300Para hacer de la propuesta una solución viable se pretende aumentar la capacidad del estadio y cubrir totalmente las gradas planteándose tres nuevos anillos concéntricos: las nuevas  gradas, el anillo-cremallera de circulaciones y el de estructura de cubierta. La construcción de esta última se basa en el diseño racional y optimizado de cerchas, que generan nuevos espacios disponibles para una amplia variedad de usos finales de explotación privada (socio-cultural, medicina del deporte, vivienda temporal para los estudiantes y los deportistas, etc.) y que definen la nueva envolvente del Estadio.
La solución constructiva de fachada busca la implicación ciudadana en la construcción de la misma, mediante el reciclaje de botellas de plástico, que serán diseñadas por una empresa local, Lunares, para formar parte de un sistema constructivo del que son su componente más característico. Con ello se persigue la concienciación medioambiental del ciudadano y de la industria, que podrá plantearse el diseño de los productos ampliando su vida útil para otras funciones además de su fin básico.
Las cerchas por la parte superior se cubrirán con materiales textiles fotovoltaicos de diferente opacidad para permitir el soleamiento natural del césped. La energía fotovoltaica producida podría utilizarse en los nuevos usos y enviarse al hospital que se sitúa justo en frente. Asimismo se dispondrán materiales absorbentes en la zona inferior de la cercha para disminuir el impacto acústico.
La Mención recibida a la INTERACTIVITY valora la elección del lugar y la reutilización de un equipamiento para otros usos considerando que el planteamiento del proyecto es extrapolable a otras estructuras con otros usos.
Toda la información respecto al proyecto de la Universidad de Zaragoza y del resto de propuestas del concurso se pueden consultar en:

http://sostenibilidadyarquitectura.com/index.php/component/content/article/587